¿POR QUÉ LOS HOMOSEXUALES NO CABEN EN LA IGLESIA?

193

Por Byron Mural

De 1982 (Año en el que yo nací, por poner un lapso de tiempo de referencia),  muchas cosas han pasado, el mundo ha girado a velocidades vertiginosas y, la homosexualidad cada vez escandaliza menos, pero hay un tema que siempre me ha llamado poderosamente la atención, ¿Por qué la iglesia tardó tanto en hablar abiertamente del tema, si la homosexualidad es tan antigua como el mismo ser humano?, no hablaré de la homosexualidad en sí, si no de lo que en los pasillos parroquiales siempre se murmura y que nadie dice nada a viva voz, y la cruz tan pesada que llevan los hombres y mujeres con preferencias diferentes y que quieren pertenecer a un circulo cristiano que les sonríe de diente al labio, pero que  quisieran quemarlos en leña verde.

Durante años, los homosexuales han acudido a misa, servicios religiosos (cultos), pero siempre en su más profundo ser, saben que no pertenecen allí, no es ese su lugar, y no porque Dios los odie, sino porque “los hermanos” detestan sus comportamientos,  querer ser parte de algo y no poderlo ser porque los demás te rechazan es algo que te marca para siempre, pero… ¿Por qué los hermanos que se desviven predicando el evangelio y que siempre andan fanfarroneando que deben amarse los unos a los otros rechazan a sus propios hijos y hermanos?

Hay que aclarar algo, la homosexualidad no es un vestido que se quita o se pone, no es algo que se elija ser, nadie en su sano juicio elegiría ser gay, ¿por qué lo haría? Con todo respeto a veces me dan risa estos muchachos que van a retiros espirituales y dejan allí su homosexualidad, ¿Qué clase de paparruchada es esa? ¿Quieren quedar bien con los hermanos y flagelarse por ellos? ¿Por ellos que no valen la pena?

Podemos sacar un sinnúmero de citas bíblicas atacando a los homosexuales, diciendo que Dios ama al pecador y no al pecado, etc, etc, etc.  Pero hay algo que siempre me llamó poderosamente la atención del libro sagrado de los Cristianos, (Que lo conozco muy bien) ¿Por qué en el antiguo testamento se condena la homosexualidad y Cristo jamás habló de ella? Deje el machete a un lado y por el Amor de Dios ¡entienda! Para Cristo lo más importante era el amor, el amarnos los unos a los otros, ese era su ideal. Es más resume los 10 mandamientos en 2 nada más. Dos.

Nunca los homosexuales pertenecerán como ellos quieren a las iglesias y a los cultos, (no hablo de consentir el pecado del homosexualismo) pero ellos jamás podrán tener el derecho de entrar en un templo y llorar amargamente como lo hacen los demás, no, porque sus miembros santulones, jamás lo permitirán, porque ellos son salvos y porque  LA IGLESIA ES EXCLUSIVAMENTE DE HETEROSEXUALES.

PD: Apuesto mi cabeza, a que más de alguno no entendió el punto de éste artículo.

Compartir